domingo, 1 de junio de 2014

Fwd: 1 de junio. Parla el fogón. El sol de junio. / Capulí XV: Diana Chávez de Capulí interpreta la música que es arte. / Celebración a César Vallejo hecha por rezadores de Santiago de Chuco.



---------- Mensaje reenviado ----------
De: <dsanchezlihon@aol.com>
Fecha: 1 de junio de 2014, 11:49
Asunto: 1 de junio. Parla el fogón. El sol de junio. / Capulí XV: Diana Chávez de Capulí interpreta la música que es arte. / Celebración a César Vallejo hecha por rezadores de Santiago de Chuco.
Para:


 
 
 
 
 
 
CAPULÍ, VALLEJO Y SU TIERRA
Construcción y forja de la utopía andina
 
2014 AÑO
DE LA BATALLA DE LA LECTURA Y
ESCRITURA POR LA CONSTRUCCIÓN
DE UN MUNDO MEJOR
 
JUNIO, MES DE LOS NIÑOS,
DEL MEDIO AMBIENTE, DE LA GLORIA
DE ARICA Y DE LA IDENTIDAD ANDINA
 
CAPULÍ ES
PODER CHUCO
 
*****
 
CELEBRACIÓN A CÉSAR VALLEJO
HECHA POR REZADORES DE SANTIAGO DE CHUCO
PRESENTA CAPULÍ, VALLEJO Y SU TIERRA DE MADRID,
FILIAL DIRIGIDA POR EL DR. CARLOS BENITES SÁNCHEZ
 
ABRIR AQUÍ:
 
*****
 
 
DIANA CHÁVEZ INTERPRETA LA MÚSICA QUE ES ARTE Y QUE
NOS CANTA TODO AQUELLO QUE ES LEGÍTIMO Y AUTÉNTICO
 
Felicitaciones a la cantante Diana Chávez y a la producción de su primer disco De Junco y Capulí, y a los compositores de las once bellas canciones que en él se incluyen.
Son inspiraciones que riegan el alma, inyectando en el receptor el amor al mundo mágico andino y al espacio enternecedor del campo.  Los maizales, el trigal, la cañada, las flores, el agua, las montañas son testigos del amor infinito y de la creación divina.
Diana el año pasado subió al escenario del Festival Trilce que organiza Capulí, Vallejo y su Tierra en cada Telúrica de Mayo. Y este año por dicho incentivo ha concurrido con su primer disco recién grabado. Es eso a lo que aspira este Festival, a incentivar y promover la música que es arte y nos canta todo aquello que es auténtico y legítimo.
Diana pone dulzura en cada uno de sus cantos nutriendo el corazón de quiénes lo escuchan y elevándolos a las esferas celestiales. Son notas semejantes a las de la cítara de Apolo, son inspiraciones que elevan y coronan al ser femenino.
Diana interpreta una gama de temas sobre el amor infinito a la madre, a la mujer amada, al pueblo de Santiago de Chuco con tanto sentimiento que hace vibrar el corazón de las piedras.
Mi aplauso para Diana quien lanzó este disco durante Capulí 2014 y al escucharlo me hace valorar a Vallejo, su tierra, el amor puro y al mundo andino.
Mis sinceras felicitaciones,
 
MARA L. GARCÍA
Presidenta del Instituto Vallejiano de Utah, EEUU
y directivo de Capulí, Vallejo y su Tierra.
 
*****
 
 
1 DE JUNIO
 
 
PARLA
EL
FOGÓN
 
 
FOLIOS
DE LA
UTOPÍA
 
 
EL SOL
DE
JUNIO
 
Ya va a venir el día,
ponte el sol.
César Vallejo
 
 
1. El fondo
de un enigma
 
– ¡Levántense! ¡Ya el sol está alumbrando! ¡Miren qué precioso que está el día!
Tiramos las mantas, dejamos la cama de frazadas tejidas de lana de oveja, donde dormimos arrullados todavía en nuestros sueños con sus balidos y el sonar de sus esquilas.
– ¡Buenos días, mamá! –Le decimos restregándonos los ojos.
– ¡Miren afuera el sol!
Arrimamos la tranca, corremos el postigo y abrimos la ventana. Y ¡ah! la luz del sol inunda nuestros párpados, se posa en nuestra frente e inunda la sangre, quedándonos quietos, con los ojos cerrados, pero bañados en luz.
Estamos sumergidos dentro del estallido de la creación, sintiendo que vivimos en el fondo de un enigma, de una joya y de un milagro.
 
2. Amatistas
y azahares
 
Salimos al corredor donde la luminosidad del sol todo lo abarca con su manto de oro:
Las paredes, los balcones, las techumbres que se extienden como un mar de techos rojos.
Todo resuena en la copa de una diáfana campana y todo está sumido en una honda fragancia.
El sol dorado, amarillo, infinito, ha tendido majestuoso su alfombra de amatistas y azahares en el suelo.
Y ha trazado en el ambiente una geometría exacta para cada uno de los seres y las cosas, delineando superficies, bordes, esquinas.
– ¡Gracias, sol! –Musitamos.
 
3. En las nieves
inmarcesibles
 
¡Gracias! Por ser universal y ser a la vez, aldeano. Y de entrecasa. Que estás en lo alto del firmamento pero igual, aquí, sobre estas baldosas.
Por estar en las piedras del muro como en el tallo alto de las espigas que se mecen en lo alto del muro, y en sus flores, como en la tierra apisonada.
Estás en los ventanales, en los balcones y en cada ser u objeto, y en cada uno de los enseres con que acompañamos nuestras vidas en esta tierra, como en los peldaños de la escalera por la cual subimos y bajamos.
Que se posa en las nieves inmarcesibles, como en la puna inconmensurable.
Que se asoma a los abismos y precipicios, pero que también está alumbrando a cada ser ínfimo. Y cada mínimo detalle.
Que trepa las gradas que suben del patio al corredor. Y se recuesta en el peldaño entre el corredor y la puerta.
 
4. Malvas
y retamas
 
Sol tendido al pie de las paredes o de los muros de piedra de las cercas, como un lebrel de oro.
O volando como un gorrioncillo fiel. Derramado por los suelos como una jarra de agua cristalina y de miel.
Ya en la escuela, enfilados en el patio de tierra blanca, apisonada por los pies de los niños y las lluvias furtivas, el sol emerge resaltando el añil del cielo y en los muros las malvas nacientes.
El patio está bordeado de macetas y jardines donde florecen los sunchos pasmados, los geranios rojiblancos, las malvas y retamas amarillas.
El sol abrillanta las copas de los árboles que sobresalen desde las huertas vecinas y cuelga una sombra en cada maceta de los pilares del patio, resaltando aún más los matices de las flores.
 
5. Las golondrinas
azuladas
 
El maestro con las manos levantadas en señal de atención, las hunde y arrancamos a cantar, desgañitándonos con los rostros levantados a los aleros donde revuelan las golondrinas azuladas:
¡Oh sol! ¡Oh sol!
¡Oh nuestro padre el sol!
Tu luz, tu luz
tu luz nos cubre ya.
¡Oh sol! ¡Oh sol!
la vida tú nos das
oh sol, oh sol
la vida tú nos das.
Es cuando entrecerramos los párpados, dejando pasar por entre nuestras pestañas la luz descompuesta en los siete colores del arco iris, ordenadas en corpúsculos que se deslizan multicolores.
Miramos los tejados, la luz del cielo endrino donde se revuelven las nubes blancas. Y seguimos cantando:
 
6. Duerme
en las parvas
 
Arde siempre allí
en tu cielo azul
y envía hasta aquí
tu luz, tu luz, ¡oh sol!
Cantamos convictos y confesos, con el alma henchida, con voces agudas que se elevan nítidas, de saber que el sol fecunda las espigas y duerme en las parvas haciendo madurar al pie de las horquetas el grano propicio.
Por eso atronamos en la fuga, que dice:
No te escondas
tras las nubes,
no nos prives
de tu luz.
Tristes viven
nuestros campos
cuando falta
tu calor.
¡Oh sol! ¡Oh sol!
 
7. Cauce
rugiente
 
Hace unos días descendimos de madrugada en excursión al río Huaychaca, corriendo nos deslizamos por la cuesta de "Sale si puedes".
El Huaychaca es un hilo de plata que corre en la hondonada que se divisa camino a Cachicadán, haciendo una cuenca y grieta profundas.
De allí que César Vallejo en París cantaba ahogándose en lágrimas y suspiros, ese huaynito de mi tierra que dice:
Al río de la Huaychaca
me voy a mandar echar
para que no sienta,
ni sepa lo que es amar.
En ese cauce rugiente el sol apenas llega por breve tiempo. Y luego se esfuma, desaparece, por estar encajonado.
Por eso, allí todas las aguas son oscuras y heladas.
 
8. Su hondo
brillo
 
Tan pronto el sol alumbra al mediodía ya trepa por la cuesta.
Y luego apenas su fulgor se esparce por las cumbres.
¡Entonces, qué anhelo del sol se siente en el alma!
Abajo todo es sombra, el molino, las piedras y el río que corre inexorable.
Y se siente ¡qué nostalgia del sol verlo hacia arriba en las cumbres inhiestas!
Por eso, cada mañana reverenciamos al sol en nuestras vidas, cantando en el patio de la escuela.
El sol que dora todo el universo, vasto pero a la vez sencillo.
Con su hondo brillo en los adobes de tierra que es centelleo oculto, nervioso y recóndito.
 
9. El temblor
de mi mano
 
¡Más aún el sol de junio! Que es limón en flor, oleaje de plumas amarillas.
¡Lámpara encendida! ¡Mariposa viva de hojalata e ilusión! Fogón con luz de estrellas.
¡Sombra de Dios! Y en él, ¡el aroma de todas las cosas! ¡Nítidas, precisas, exactas!
El latido del sol en los piidos de las aves. Y en el fulgor de sus alas cuando vuelan.
¿Qué es el sol entonces este día de primavera en que contemplo extasiado tu vestido de niña?
¡Es la vida tan honda y tan llana!
Es una voz que ampara y que saluda. Y el temblor de mi mano en lo insondable de tu corazón.
 
10. Donde
está todo
 
Donde el sol quiere ser una alfombra y un musgo de oro y de plata, trazando los perfiles de todo lo creado. De lo que está cerca y de lo que está lejos.
Buscando hacértelo caber en la luz de tus ojos. Alrededor de ti, en el lugar en donde te sientas a contemplar el mundo.
Y quizá hacerte avanzar un paso, al borde de todo, para tocarlo.
El sol sagrado en nuestras vidas. Que nos acerca a los naranjos en flor.
El sol fundador, origen de todo lo que afirma la vida. Que todo lo sana, que todo lo transforma y redime.
Este sol alcanzable con la mano, donde está todo el infinito y toda la eternidad.
 
 
*****
 
El texto anterior puede ser
reproducido, publicado y difundido
citando autor y fuente
 
Teléfonos: 420-3343 y 602-3988
 
 
Obras de Danilo Sánchez Lihón las puede solicitar a:
Editorial San Marcos: ventas@editorialsanmarcos.com
Editorial Bruño, Perú: ventas@brunoeditorial.com.pe
Instituto del Libro y la Lectura: inlecperu@hotmail.com
Ediciones Altazor: edicionesaltazo@yahoo.es
 
*****
 
CONVOCATORIA
 
XVI ENCUENTRO INTERNACIONAL
CAPULÍ, VALLEJO Y SU TIERRA
 
TELÚRICA DE MAYO, 2015
 
LIMA:
MARTES 19
 
TRUJILLO:
MIÉRCOLES 20
 
HUAMACHUCO
JUEVES 21
 
SANTIAGO DE CHUCO:
VIERNES 22
SÁBADO 23
Y DOMINGO 24
 
TODO EN EL MES
DE MAYO
 
*****
 
PÁGINA WEB
HACER CLIC AQUÍ:
 
 
*****
 
Teléfonos Capulí:
420-3343 y 602-3988
99773-9575
 
 
Si no desea seguir recibiendo estos envíos
le solicitamos, por favor, hacérnoslo saber
 
 

 
 
 

 











--
Luis Anamaría http://socialismoperuanoamauta.blogspot.com/
http://centenariogeorgettevallejo.blogspot.com/
http://socialismoperuano.blog.terra.com.pe/
cel 993754274