domingo, 23 de agosto de 2015

Fwd: 23 de agosto. Mundo andino solidario. Carlos M. Castillo Mendoza: Vallejo y ser hermanos. / Javier Delgado Benites: Para que nunca extraviemos la brújula. / Convocatoria Mundial de homenaje a Luis De la Puente.


---------- Mensaje reenviado ----------
De: <dsanchezlihon@aol.com>
Fecha: 23 de agosto de 2015, 13:34
Asunto: 23 de agosto. Mundo andino solidario. Carlos M. Castillo Mendoza: Vallejo y ser hermanos. / Javier Delgado Benites: Para que nunca extraviemos la brújula. / Convocatoria Mundial de homenaje a Luis De la Puente.
Para:


 
 
 
 
 
 
 
 
CAPULÍ, VALLEJO Y SU TIERRA
Construcción y forja de la utopía andina
 
2015 AÑO
DE LA DEFENSA DE LA VIDA
Y DEL PLANETA TIERRA
 
AGOSTO, MES DE LOS NIÑOS,
DE LA JUVENTUD, LAS COMETAS,
EL DEPORTE, EL FOLCLORE Y
DE LOS PUEBLOS INDÍGENAS
 
CAPULÍ ES
PODER CHUCO
 
*****
 
HOMENAJE MUNDIAL
A LUIS DE LA PUENTE EN EL 50
ANIVERSARIO DE SU INMOLACIÓN
 
PARA QUE NUNCA EXTRAVIEMOS LA BRÚJULA
QUE ESTAMPE EL RUMBO DE NUESTRO PORVENIR
 
La historia la hacen los seres humanos ya sea con sus obras o con sus ideales. A unos que hacen poco, o sus ideas no son de trascendencia, se les olvida pronto como el destello de un relámpago, mientras que a otros se les recordará por siempre porque su talente les ha permitido trasuntar el difícil umbral del tiempo. Ese es el caso del Dr. Luis Felipe De la Puente Uceda, el ínclito luchador social del siglo XX.
Recordar a De la Puente el 23 de octubre de cada año es honrar su pensamiento histórico al servicio delas más nobles causas, puesto que el pueblo y la juventud deben ir conociendo cada vez más la verdad de su inmolación en Mesa Pelada.
Para que los intelectuales de vanguardia, los pobres y los oprimidos del Perú nunca extraviemos la brújula que estampe el rumbo de nuestro porvenir, vaya por siempre en su recuerdo el pensamiento y la imagen sempiterna del adalid de la justicia y la libertad, el gran redentor de los oprimidos que hace 50 años saltó a la inmortalidad. ¡Gloria eterna a Luis Felipe!
JAVIER DELGADO BENITES
 
*****
 
23 DE AGOSTO
 
 
MUNDO
ANDINO
SOLIDARIO
 
 
FOLIOS
DE LA
UTOPÍA
 
VALLEJO
Y SER
HERMANOS
 
Escribe:
Carlos M. Castillo Mendoza
 
Danilo le ha dado a este tema un título muy inspirador y actual, diría mejor necesario. Porque los tiempos de deshumanización y relativismo, de materialismo y egoísmos sin tregua nos están arrastrando a los silencios, las soledades, las miradas cortas y al encierro en nuestro individualismo; con lo cual, terminamos volviéndonos unos contra otros.
Personalmente, yo encuentro tres momentos en la concepción y la vivencia personal del "ser hermanos" en el poeta de Santiago de Chuco.
 
1.- La experiencia de la fraternidad vivida en el ámbito familiar.
Se trata de la hermandad que nos es dada al momento de nacer y que está signada por los vínculos de sangre. Mi hermano es aquel que ha nacido en el seno de mi familia y los dos tenemos los mismos padres, compartimos el mismo techo, los mismos valores y asumimos la misma herencia cultural. Esta relación es decisiva porque modela nuestra personalidad al indicarnos qué es lo justo e injusto, lo bueno y lo malo, lo propio y lo extraño, lo sagrado y lo profano. En esta relación, el ADN que compartimos es lo que hacer que nos reconozcamos hermanos. Se trata de una correspondencia fundamentalmente biológica que me lleva a asumir al otro como mi hermano.
El poema "A mi hermano Miguel" es un lamento doloroso por el fallecimiento del hermano, una expresión que dice cómo al morir el hermano "gemelo corazón de esas tardes", algo nuestro muere con él, y el autor lo expresa desde la cotidianidad vivida, la infancia compartida, la constatación de que la familia empieza a descomponerse; pero también es un grito de esperanza, de una fraternidad que no muere porque está en el orden del espíritu: "Oye, hermano, no tardes /en salir. Bueno? Puede inquietarse mamá." Vallejo no se queda en el dolor, la desesperación ni el tormento, postula la plenitud de vida, no cae en el nihilismo, en la nada. El hermano también es un "muerto inmortal" con quien se puede seguir jugando a las escondidas.
En el caso de César Abraham hay una particularidad, y es que cuando él nació y vivió su infancia, por ser el último de los doce hijos que tuvo la familia Vallejo Mendoza, imagino que a su llegada al hogar, los hermanos mayores seguramente tendrían ya entre quince a veinte años, sino más. De modo que al nacer el "shulca" los hermanos mayores debieron haberle prodigado amor, abrigo, escucha, alimento y protección sin límites, porque cada hermano veía en el pequeño César el retorno de su infancia personal.
Solo quien ha recibido y dado afecto a esa edad, que es cuando más se necesita al hermano para consolidar la propia identidad, puede aquilatar la importancia del amor fraterno y lo vital que es sentirse acogido para fortalecer la salud personal. Eso explica por qué César Vallejo sabía el valor del amor fraterno para la seguridad física, psicológica y espiritual del ser humano. De allí su llanto ante la soledad y el abandono cada vez que lo vio o lo experimentó.
 
2.- La fraternidad vivida al llegar a estudiar en Huamachuco primero y en Trujillo después.
Allá quedaron los hermanos con quienes compartió el pan, los juegos, las oraciones y las confidencias. No más el habitual cariño que las hermanas solían darle cada día. Entonces cobraron especial relevancia los amigos, aquellos que, sin ser del mismo origen biológico, fueron capaces de apoyar y apuntalar el diario vivir del compañero.
El autor de "Trilce" empezó a experimentar la necesidad de conseguir y cultivar la amistad de aquellos que podían acompañarlo, escucharlo, aconsejarlo, guiarlo, corregirlo y aprobar su comportamiento, tareas y maneras de pensar.
Para César Vallejo, especial importancia tuvo en esos tiempos los amigos que conformaron en Trujillo "El grupo norte", a juzgar por los escritos que nos dejaron en documentos como "César Vallejo, itinerario del hombre" de Juan Espejo Asturrizaga y otros testimonios de José Eulogio Garrido, Domingo Parra del Riego, Oscar Imaña, Víctor Raúl Haya de la Torre, Federico Esquerre, Alcides Spelucín y especialmente lo que nos dejó Antenor Orrego. El mismo que, cuando el poeta le presentó unos poemas para que opinara sobre ellos le dijo: "César, he visto a través de tus versos…. la posibilidad de un poeta extraordinario, pero a condición de que te esfuerces por alcanzar la fuente más auténtica de tu espíritu… Si fueras cualquier otro poeta, te aconsejaría que publiques, sin pérdida de tiempo, un libro que te traería prestigio y aplausos inmediatos. Pero contigo debo tener la máxima exigencia, aquella que mi responsabilidad me dicte este momento. Olvídate de esos versos y ponte a escribir otros durante los meses de vacaciones, concentrándote resueltamente en ti mismo. Debes tener la seguridad que posees algo que nadie ha traído hasta ahora a la expresión poética de América". Corría el año 1914, por lo que puede deducirse ese fue el impulso que dio origen a "Los Heraldos Negros" y "Trilce".
Entre César Vallejo y Antenor Orrego había el más grande y entrañable afecto. Cuando lo visitó en la cárcel al día siguiente de su apresamiento el 07 de noviembre de 1920, Orrego escribió:
"Habíanle recluido, separado de los otros presos, en una habitación semioscura y astrosa. Un vaho pestilente y húmedo se desprendía de los muros y del piso. Me sacudió un vuelco angustiado, como si me hincaran el corazón con un hierro. Dolíame verle en condición tan desdichada y miserable. No pude contener las lágrimas".
"Y el 26 de febrero de 1921, los amigos de César Vallejo esperaban en la puerta de la penitenciaría de Trujillo el momento en que él saldría en libertad después de permanecer preso 112 días. No fueron dos, cuatro ni seis quienes aguardaron de pie, sino cerca de cincuenta personas, entre jóvenes artistas de La Libertad y compañeros de estudios de la Universidad Nacional de Trujillo. Siendo las seis de la tarde, se abrieron los cerrojos y salió libre el poeta, tenía el perfil delgado y cenceño, la cabellera negrísima y crecida. La mirada luminosa que parecía que recién descubriera y miraba la luz. Prácticamente, cayó en brazos de sus amigos y después del largo abrazo inicial, en donde al parecer cabían todos sus amigos uno a uno César Vallejo los abrazó. Tenía los ojos aún llorosos, visiblemente conmovido." Comenta Danilo Sánchez Lihón.
Orrego resaltó ese momento de fraternidad así:
Aquella hermandad de muchachos que parecía cosa frívola y epidérmica a los ojos de los fenicios se irguió prepotente y bizarra contra la insidia, contra la calumnia y la difamación, contra el engranaje gastado y cuchillante de la justicia. Esta vez el acontecimiento juvenil venció la modorra del código, ante el pasmo y a pesar de los oficiantes mismos de la ley.
Entonces uno entiende al filósofo ateniense Demetrio de Falero, cuando 350 años antes de Cristo escribió: "Un hermano puede ser un amigo, pero un amigo siempre será un hermano."
Y es verdad. Cuando leí esta frase caí en la cuenta de lo que es la hermandad vivida a otro nivel. Tengo un hermano que ha compartido conmigo tiempos de infancia y juventud: Carlos Felipe Castillo Mendoza, ahora radica en Estados Unidos, hablamos con mucho afecto y cercanía; pero cuando marco el teléfono 420-3343, y digo ¿Aló? Danilo me contesta: "Hola hermano". Hay en su voz una fraternidad íntima y necesaria para mi desatada vida en esta capital. Creo que todos hemos experimentado esto en algún momento.
 
3.- Estando César Vallejo en Europa asume la fraternidad como una virtud universal y el más grande medio para rescatar lo humano que nos define.
No es central el hermano al que estamos unidos por vínculos de parentesco, tampoco está la fraternidad del amigo con quien compartimos espacios, tiempos, recursos, afectos e ideales. Se trata de la dimensión más universal de la fraternidad a la que podemos aspirar los seres humanos.
Sin negar la importancia de la hermandad que se vive en periodos ya descritos, esta fraternidad es el resultado de un proceso de maduración, crecimiento y despojo de lo propio para ir al encuentro del hermano como alguien perteneciente a la misma naturaleza y especie.
Cuando se llega a este nivel es porque se ha superado la estrechez de miras, las voces cercanas y los regocijos personales. Quien logra llegar a este nivel de la fraternidad está en condiciones de avanzar al heroísmo y a la santidad. ¿Acaso nuestros Miguel Grau y Francisco Bolognesi miraron sus intereses familiares y sus haciendas antes de tomar la decisión de luchar por la paz de la patria? ¡No! Renunciaron a ello conscientemente y avanzaron, sin lamentaciones ni reservas materiales a la defensa del país y el hermano amenazado. Y ¿Qué hizo Francisco de Asís, ese joven rico y acaudalado del S. XIII cuando vio de dónde y cómo se amasaba la fortuna que su padre atesoraba? Renunció a todo aquello y levantó la fraternidad con el sol, la luna, el gusano, el pájaro y el pobre. En esa misma actitud encuentro a Gandhi y su resistencia pacífica, a Luther King y su sueño, a Teresa de Calcuta y sus pobres.
Jesús hizo lo mismo. En el Evangelio leemos cómo estando hablando a la multitud, alguien le dijo: "Tu madre y tus hermanos están ahí afuera y quieren hablarte". Ante este aviso de carácter familiar, Jesús aprovecha la oportunidad para dar una nueva lección de lo que significa ser hermanos, señalando con la mano a sus discípulos dijo: Éstos son mi madre y mis hermanos y añadió: Porque todo el que hace la voluntad de mi Padre que está en el cielo, ése es mi hermano, mi hermana y mi madre. (Mateo 12, 46-50)
Por eso César Vallejo, por más comunista que haya sido no sale de la experiencia religiosa, porque la religión trasciende lo individual, vincula al hombre con otros hombres. Si hasta el mismo Dios para relacionarse con el ser humano se encarna y se hace hermano nuestro, experimentando todo lo humanamente vivible, menos el pecado. El reto es que todos nosotros debemos volver a mirar y hablar con ese Dios que es nuestro origen, solo que el boleto para ir a esa presencia es practicar la fraternidad: "Vengan ustedes, reciban el reino que les tengo preparado porque tuve hambre y me dieron de comer,… estuve enfermo y me visitaron" (Mateo 25, 31-46) No hay mayor prueba de fraternidad que la caridad con el hermano.
En el poema "Masa", nuestro poeta levanta esta consigna como valor que redime y revalora la condición humana. No basta el lamento: "Tanto amor, y no poder nada contra la muerte", tampoco el deseo: "¡Valor! ¡Vuelve a la vida!", menos la presencia de pocos: "Acudieron a él veinte, cien, mil, quinientos mil". ¡No! Es urgente la actitud de toda la humanidad para no morir. En el "Himno a los voluntarios de la república" lo explicita así:
¡Se amarán todos los hombres
y comerán tomados de las puntas de vuestros pañuelos tristes
y beberán en nombre
de vuestras gargantas infaustas!
Descansarán andando al pie de esta carrera,
sollozarán pensando en vuestras órbitas, venturosos
serán y al son
de vuestro atroz retorno, florecido, innato,
ajustarán mañana sus quehaceres, sus figuras soñadas y cantadas!
Hay en este poema una voz que es profecía, una proclamación de lo imperioso que es vivir la fraternidad plena, sin requisitos ni lógica, como el punto en donde comulgaremos todos empezando por el amor, siguiendo con el pan y el agua, hasta concluir en las figuras soñadas y los cantos. Entonces, se terminarán las tristezas y al final de esta carrera descansaremos todos… venturosos, florecidos, renacidos. 
Lima, 22 de agosto del 2015
 
 
*****
 
El texto anterior puede ser
reproducido, publicado y difundido
citando autor y fuente
 
Teléfonos: 420-3343 y 602-3988
 
 
Obras de Danilo Sánchez Lihón las puede solicitar a:
Editorial San Marcos: ventas@editorialsanmarcos.com
Editorial Papel de Viento: papeldevientoeditores@hotmail.com
Editorial Bruño, Perú: ventas@brunoeditorial.com.pe
Ediciones Altazor: edicionesaltazo@yahoo.es
 
*****
 
CONVOCATORIA
 
HOMENAJE
MUNDIAL
 
A LOS 50 AÑOS
DE SU INMOLACIÓN:
 
HÉROE DEL PUEBLO,
DIRIGENTE VISIONARIO,
BUEN CHUCO, DEVOTO DEL
APÓSTOL SANTIAGO, PAISANO
EJEMPLAR, Y HOMBRE HONESTO
 
LUIS FELIPE DE LA PUENTE UCEDA
 
2015: 22 DE OCTUBRE EN TRUJILLO
23-24 DE OCTUBRE EN SU TIERRA
NATAL, SANTIAGO DE CHUCO,
25 DE OCTUBRE EN JULCÁN
 
*****
 
CONVOCATORIA
 
XVII ENCUENTRO INTERNACIONAL
CAPULÍ, VALLEJO Y SU TIERRA
 
TELÚRICA DE MAYO, 2016
 
LIMA:
MARTES 24
 
TRUJILLO:
MIÉRCOLES 25
 
OTUZCO
JUEVES 26
 
HUAMACHUCO
JUEVES 26
 
SANTIAGO DE CHUCO:
VIERNES 27
SÁBADO 28
Y DOMINGO 29
 
TODO EN EL MES
DE MAYO, 2016
 
*****
 
PÁGINA WEB
HACER CLIC AQUÍ:
 
 
DIRECCIÓN EN FACEBOOK
HACER CLIC AQUÍ:
 
 
*****
 
Teléfonos Capulí:
420-3343 y 602-3988
99773-9575
 
 
Si no desea seguir recibiendo estos envíos
le rogamos, por favor, hacérnoslo saber.
                              
 

 
 
 

 




--